¿Se calienta tu portátil?

Con la aparición de procesadores, memorias, video y discos duros más potentes y rápidos surgen más problemas en nuestros portátiles, uno de ellos es el calor generado por estos componentes.

El calor es el peor enemigo de todos estos componentes, ya que reduce su vida útil y produce problemas como el apagado súbito del sistema o simplemente una disminución del rendimiento.

El reducido espacio que tienen los componentes dentro de una laptop agrava el problema, ya que la mayoría cuentan con solo un pequeño ventilador (generalmente para enfriar al procesador y al northbrige/video) que sopla a un disipador conectado mediante tubos de gas al procesador y northbrige.

Desde  nuestra empresa le recomendamos que realice el mantenimiento de su portátiles (u ordenador de sobremesa) al menos una vez al año, es decir, limpiar los ventiladores, cambiar la pasta térmica del procesador y la tarjeta gráfica, etc.

Es realmente importante controlar la temperatura a la que asciende el ordenador ya que podemos provocar averias en componentes hardware del ordenador graves y no sólo eso sino que al estar sometido a altas temperaturas la vida útil de los componentes disminuye considerablemente.